jueves, 28 de marzo de 2013

Cuando digo casi,es mejor aún.

Puede que nada sea perfecto,
pero mi vida es plena cuando tú la tocas.
Puede que haya guerras y heridas incurables,

pero por momentos desaparecen.

Puede,pero tanto puede como es cierto,

que no hay mundo que sin ver tus ojos vea,
que sin tocar tus manos roce,que sin besar tus labios pruebe.

No hay vida,y si no,dime tú,qué hago para sacarte de mis entrañas,porque yo no quiero.
Porque mis entrañas rugen sinceras,por tus recuerdos,rugen de corazón,

pero de corazón contento,no apagadito.


Cuando el día no es tan soleado,tus ojos aguardan para iluminarlo,

por si acaso,al verte,no veo bien el camino hacia ti.
A cada paso que esgrimo,me fuerza,quietecita,
la locura que tengo por dentro de verte sonreír,o de acariciarte esa carita.


Y sin más,o sin ton ni son,corro hacia ti,porque no puedo desaprovechar el momento de perderme por el camino.


Así que bueno,puede que el mundo no sea perfecto,

pero es casi perfecto,y cuando digo casi,
significa mucho más que eso;tanto los momentos,como todo lo demás.

Y como en nuestros rincones no se plasma lo que vivimos,

prefiero escribirlo,para recordar y asegurarme de que la felicidad no se me escape de este corazón encendido.