viernes, 29 de marzo de 2013

Bienvenida locura.

Si loca es quererte así,estoy loca.
Si loca es soñar contigo y desearte,estoy loca.
Sí,estoy loca,pero más loca me hace no tenerte entre mis brazos.

Más loca me hace no pretenderte o el engaño.
Me hace loca,insensata,a veces estúpida,demasiado.
Pero el no querer,me hace preferir ser insana que el estar vacía y llena de salud.
Vete mañana si miento.

Pero no te irás,porque no hay más verdad que haya dicho en mucho tiempo,
que la pronuncio con el silencio,que la que se me escapa cuando te miro y no existe nada alrededor.

Nada alrededor con más importancia que para mis ojos,
sean los tuyos,y para los tuyos,sea mi ser.
Eso es lo que importa y no lo contrario.

No hay nada que exista que tanta intensidad ni hay nada que pretenda ser más,

porque yo no quiero,porque no te miento.

Y no pienso escapar cuando por fin siento mi corazón latir,cuando quizás,

dudaba de su existencia,ya que latía con mi mandato.

Tú lo haces latir automático,y más de lo que querría.
El latir se me hace extraño algunas veces,tanto que me revuelve por dentro,
y mis manos se aferran a mi pecho,por si se le ocurre,por si salta de lleno y va a buscarte corriendo.
O me obliga a tenerte sin yo pretenderlo.

Estoy loca sí,y la locura me hace obligarme a tener mi corazón encadenado hacia ti.


Así que,si huyes,rompe tú las cadenas,porque yo no pienso hacerlo.
Si huyes,manda un aviso de despedida,o ten cuidado con el botón de desconexión.
Porque mi alma está contenta encadenada y mi corazón automático late más fuerte que nunca.