sábado, 14 de noviembre de 2015

Solo pienso en ti...

Solo pienso en ti de una forma,y es amando tu vida.
Queriendo lo que haces, sonriendo más que nadie y a todos.
Viviendo sin medida y sin esfuerzo.
Levantándote con el amor en los hombros, los ojos iluminados y el pelo enmarañado.

Solo pienso en ti de una forma,
y es al sentir que te enamoras de las pequeñas cosas,
del viento que surca tu costa, y va a visitarte cada noche a tu ventana.

Solo pienso en ti de una forma,
y es siendo feliz, siendo la persona que tú quieres,
rodeada de quien quieres y teniendo la vida que siempre has soñado.

Solo pienso en ti de una forma y es sonriéndome así,
como solo tú sabes hacerlo, para dejarme sin aliento y llenarme de oxígeno.

Darme esa felicidad que necesito, esa paz y ese cariño que con una mirada me das.
Esa pureza y buenos deseos,ese calor que me llega con el roce de tus manos.

Ese olor de tu presencia que me hace sentir como en casa,
como si oliera a nuevo cada vez.

Esa canción que suena en mi cabeza, describiendo a cámara lenta,
aquello que no puedo ver si te veo a ti.

El mundo se congela cuando siento tus ojos sobre los míos,
tus labios pronunciando mi nombre,o abriéndose para sonreír.

Soy feliz, no te lo digo, pero creo que me ves enfrente,
y observas como me estremezco al oírte reír.

El sonido de tu risa es un botón automático en mi corazón.

Pero siempre tengo que mirar cómo te marchas,
guardando ese momento feliz para mí.
Como si fuera un capítulo más que se acaba para dar paso a otros.

Y yo cada vez que veo tus pies dándome la espalda,
solo pienso en hacer mi llamada,
en pronunciar tu nombre,parar en seco tu huida,
y decirte que algún día conseguiré que te quedes.